viernes, 23 de mayo de 2014

Líneas de transmisión de alta tensión no representan riesgo para la salud



CORPOELEC ejecuta obras eléctricas a fin de fortalecer el sistema en cualquier región del país atendiendo a los estándares de seguridad internacionales previstos para este tipo de construcciones.

Prensa CORPOELEC Falcón, Llevar energía desde los centros de generación hasta los centros de distribución que energizan los hogares requiere de una red de transmisión de alta tensión robusta, conformada por varias líneas de transmisión de alta tensión a 115.000 voltios,  que permitan cumplir con el objetivo de garantizar el suministro de este servicio a toda la población. 
Bajo esta premisa,  CORPOELEC  en todo el país se encuentra desarrollando grandes proyectos orientados a ampliar y fortalecer la red de transmisión y subestaciones, garantizando cumplir con todas las Normas técnicas y ambientales en su diseño y construcción, así como los estándares de seguridad internacionales previstos para este tipo de construcciones.
El Gerente de Proyectos Mayores para el Occidente del país, Alberto Pérez Pérez,  explicó que  CORPOELEC  se encuentra ejecutando obras de transmisión en todo el territorio, siendo el estado Falcón uno de los más privilegiados al disponer de una inversión de mas de Bs. 600 millones para la construcción de cuatro subestaciones nuevas de transformación de 115.000 a 13.800 voltios con dos transformadores de 40 MVA, que son capaces de suplir el servicio a más de 20.000 viviendas cada una. 
Adicionalmente se trabaja en la ampliación de la subestación Urumaco, en la construcción de 190 kilómetros de líneas de 115.000 voltios nuevas para conectar toda la red. “Estas obras se está haciendo con aportes de CORPOELEC y  PDVSA, con lo cual se mejora considerablemente el sistema falconiano”, indicó.
Las obras de transmisión en el estado Falcón corresponden a lo requerido según el Plan de Obras de ampliación de la Red de Transmisión en la entidad, con la finalidad de disponer de un sistema eléctrico adecuado para garantizar la calidad del servicio, que permita a su vez apuntalar el desarrollo endógeno, agropecuario, agrícola, industrial, comercial y residencial de la región. De acuerdo con el Ing. Pérez “todas estas obras están en plena ejecución, siendo el proyecto de construcción de las líneas de transmisión a 115.000 voltios en el anillo de Coro, uno de los más emblemáticos, por cuanto se prevé el levantamiento de 17,5 kilómetros de línea urbana, el cual interconectará todas las subestaciones existentes entre ellas: Isiro, Coro I y Coro II con las nuevas subestaciones próximas a construir Independencia  y Coro III.
Este sistema de anillo – refiere el vocero – para el caso de la ciudad de Coro mejoraría considerablemente la confiabilidad de la red eléctrica para la entrega de energía, desde las Planta de generación en funcionamiento Planta Coro y Josefa Camejo, ademas de la proveniente a través de la interconexión con el Sistema Eléctrico Nacional desde Planta Centro. Y en la ciudad de Coro se está construyendo un anillo que va a la Subestación Isiro, a la Subestación Independencia, de allí a Subestación Coro I y de allí de vuelta a la Subestación Isiro, a fin de dar máxima confiabilidad al sistema en caso de una avería en cualquiera de sus tramos.
¿La construcción de este tipo de estructuras representa un riesgo para la salud?
No, cumplimos con todas las normas técnicas y de seguridad. Desde los estudios preliminares y en la fase de ingeniería para la construcción y levantamiento de una línea de transmisión, primero se revisan muchos parámetros referidos a la altura de diseño, calibre del conductor, tipo de aislamiento, magnitudes de los campos eléctricos y electromagnéticos, y tensión de toque. Eso permite cumplir con todas las normas técnicas y de seguridad a fin de guardar suficiente distancia entre los objetos que pudieran estar en el trayecto. 
Agregó  Pérez Pérez que por eso se guarda una adecuada altura entre el conductor y el poste: “se vigila el derecho de paso para evitar que donde está el conductor a cualquier distancia horizontal o vertical no haya nada cerca y normalmente se diseña a una distancia de mas de un centímetro por kilovoltio”. 
El ingeniero explicó que por ejemplo, en una línea de 115 Kv como la que se construye en sector Independencia de la capital falconiana, la distancia entre el conductor y cualquier objeto cercano debería ser de mas de 1,15 metros de separación para evitar que haya arco eléctrico entre el conductor y ese punto. “Por eso utilizamos como normal más de dos metros y medio, dejando suficiente holgura constructiva. Es decir, desde el conductor hasta un edificio, pancarta o cualquier cosa debe haber al menos dos metros y medio de separación en horizontal y vertical”, indicó el líder de proyectos en Occidente.
Por otro lado, también se vigila el campo electromagnético que produce por la circulación de la corriente; y el campo eléctrico que se produce por la presencia de voltaje. Ambos tienen unas normas internacionales de niveles. El ingeniero Pérez comentó que hace unos años se hizo una medición por parte de La Universidad del Zulia  a las líneas de transmisión en la entidad y las normas constructivas en postes como los que se están instalando en la ciudad de Coro. “Este estudio reveló que todos los valores medidos superaron hasta en cuatro veces el valor exigido, es decir, que estamos cuatro veces cubiertos y con holgura en cuanto a seguridad y muy lejos de incumplir las normas”, comentó.
Otro tema es que existe un mito generalizado de que la exposición al campo eléctrico produce enfermedades, lo cual no ha sido probado. “Las personas más permanentemente cercanas a este tipo de instalaciones es el personal de
operaciones de nuestras subestaciones y no se ha reportado nunca ningún caso de enfermedad o problema de salud causado por su permanente exposición en dichas instalaciones. En ese sentido ninguna persona puede estar a menos de metro y medio en este tipo de conductor tensionado pues corre un alto riesgo de una descarga eléctrica; por eso se cuida bien que durante la construcción de estas líneas de 115.000 voltios no haya nada alrededor de dos metros y medio en horizontal y vertical desde el punto del conductor”, refirió Pérez Pérez.
También destaco que dentro del proceso de construcción también se revisa el aspecto de tensión de toque, que es que una persona que pueda tocar un poste no sufra una descarga. 
Por último señaló que “en el caso de las obras en construcción como son las líneas en Coro, la empresa que fue contratada tiene más de 20 años de experiencia en la materia no solo en el estado Falcón sino en otros estados del país”, indicó Pérez agregando que  recientemente ya se puso en productivo el primer tramo del anillo Coro que corresponde a la línea desde Isiro hasta Coro III, y que va a estar anillada con Coro I e Independencia.
 Emely Faneite – Zulia

No hay comentarios.:

noticiero de Colectivos

Loading...

Libro Corianas del Siglo XIX

Libro Corianas del Siglo XIX

INFORMACION DIA A DIA

Información de La Fundación Coro Radio

Mi foto
Santa Ana de Coro, Sector Bobare, Estado Falcón, Venezuela
Emisoras de television en canal 68 UHF señal libre, canal 4 en Cable Aref Sat y Radio 99.9 FM

El Nuevo Camino - El Che

El motor esencial en la búsqueda de un nuevo camino –más allá de cuestiones económicas específicas– es la convicción de que el socialismo no tiene sentido –y no puede triunfar– si no representa un proyecto de civilización, una ética social, un modelo de sociedad totalmente antagónico a los valores de individualismo mezquino, de egoísmo feroz, de competencia, de guerra de todos contra todos de la civilización capitalista - este mundo en el cual “el hombre es el lobo del hombre”.

La construcción del socialismo es inseparable de ciertos valores éticos, contrariamente a lo que plantean las concepciones economicistas -de Stalin hasta Kruschov y sus sucesores- que sólo consideran "el desarrollo de las fuerzas productivas" , clave en el fracaso del Socialismo Soviético.

El Che planteaba, en lo que ya era una critica implícita al "socialismo real", es decir al Socialismo Sovético :

"El socialismo económico sin la moral y la ética socialista no me interesa. Luchamos contra la miseria, pero al mismo tiempo contra la enajenación. Si el socialismo pasa por alto los hechos de conciencia, podrá ser un método de reparto, pero no es ya una moral revolucionaria".